BLOG DE MASCOTAS

¿Sabes por qué los gatos dan masajes o “amasan”?

Si tienes un gatito en casa, lo más probable es que hayas presenciado momentos en los que se pone a empujar con sus patitas como si estuviese amasando o dando masajes. Puede que lo haga con una manta, con otro animal o incluso con tu barriga o tu pierna. Si esto te ha sucedido, ¡entonces considérate un dueño muy afortunado! Tu gato no amasa porque sea un maestro panadero, sino que lo hace para demostrar lo feliz que se siente de estar contigo.

 

 

Masajes llenos de amor

 

 

Los gatos comienzan con este movimiento cuando aún son muy pequeños y maman de la gata. Al amasar sus mamas, la leche de la madre fluye mejor y ellos pueden obtener más alimento. La propia acción también sirve para calmar y relajar a la madre que está alimentando a todos.

 

 

Cuando crecen, recrean este movimiento cada vez que se sienten extremadamente protegidos, tranquilos y felices en el lugar en el que están y las personas que lo rodean. Y si un gato amasa directamente a su dueño, significa que tiene un lazo muy fuerte con él y le está intentando demostrar cuánto lo quiere.

 

 

Si te fijas, podrás comprobar lo feliz que está tu gato cuando te amasa porque parpadea lentamente, ronronea y hasta puede que babee un poquito. Todas estas son señales de amor hacia su dueño.

/

Los gatos son animales muy cariñosos

A pesar de la creencia popular, los gatos son animales extremadamente cariñosos, y para ellos, el contacto físico es la mejor manera de demostrar este cariño, ya sea hacia otros gatos, animales y personas con las que viven. Entre estas muestras de afecto, además de los masajes, están los cabezazos, que te hagan bailes circulares en torno a tu pantorrilla y que empujen su cuerpo contra tu pierna o busquen envolverla con su cola.
Dejanos tu comentario